Monturas de Salto

Las monturas de salto son otro tipo de sillas inglesas que se destacan por ser muy ligeras los que las hace ideales para la disciplina de salto, ya que al pesar menos la montura el caballo tiene que soportar menos peso sobre él. El borrén delantero de las sillas de salto es más bajo, cuenta con una estructura más redondeada y una menor profundidad del asiento que el de otras monturas para facilitar la salida del jinete en los saltos.

Si quieres comprar una montura de salto, nuestro catálogo online de los mejores fabricantes como Marjoman, Zaldi y Arthisal hará que te sea más ameno hallar la silla de salto ideal para tu caballo y para ti. Si necesitas ayuda sobre qué montura de salto comprar ponte en contacto con nosotros y uno de nuestros especialistas estará encantado de atenderte.

Catálogo Online de Todas las Monturas de Salto

A continuación, tienes más información sobre la disciplina de salto.

El salto de obstáculos es un deporte hípico relativamente nuevo. Hasta las “Inclosure Acts”, que entraron en vigor en Inglaterra en el siglo XVIII, no había mucha necesidad de que los caballos saltaran obstáculos de forma habitual, pero con esta ley del Parlamento surgieron nuevos retos para aquellos que practicaban la caza del zorro. Las Leyes de “Inclosure” trajeron cercados y límites a muchas partes del país ya que el terreno común estaba disperso entre propietarios distintos. Esto significó que aquellos que querían practicar la caza del zorro ahora necesitaban caballos capaces de saltar estos obstáculos.

En los primeros concursos hípicos celebrados en Francia, hubo un desfile de participantes que más tarde salieron del país para realizar saltos. Este deporte, sin embargo, no era muy popular entre los espectadores, ya que no podían seguir la competición con facilidad. No tuvo que pasar mucho tiempo para que las vallas comenzaran a aparecer en la pista. Esto se conoció como Lepping. En 1869 fue el año en que la disciplina de salto se hizo famosa en el concurso hípico de Dublín. Quince años más tarde, las competiciones de Lepping llegaron a Gran Bretaña y para el año 1900 la mayoría de los espectáculos más importantes tenían clases de Lepping. Se impartían clases separadas para mujeres que montaban a caballo.

En esta época, las principales escuelas de caballería de Europa en Pinerolo y Tor-di-Quinto en Italia, la escuela francesa en Saumur, y la escuela española en Viena prefirieron utilizar un asiento más profundo con estribos largos para saltar.

En los Juegos Olímpicos del año 1900 se incorporó un primer formato de salto de obstáculos. El concurso de saltos en su formato actual apareció en 1912. Su popularidad actual se debe en parte a que este deporte ha sabido adaptarse a las retransmisiones televisivas.

Aprovechamos para recordarte que si necesitas asesoramiento en la compra de tu nueva montura de salto puedes ponerte en contacto con nosotros y uno de nuestros expertos te atenderá.

13 artículo(s)

por página

13 artículo(s)

por página